Recomendar       Imprimir





Santiago fue sede los XVII Juegos Mercedarios 2016


Los juegos se desarrollaron durante tres días en las diferentes dependencias del establecimiento ocasión en que las delegaciones deportivas se entregaron por entero para representar sus comunidades educativas.

El Colegio San Pedro Nolasco de Santiago fue sede durante los días 6, 7 y 8 de octubre de los XVII Juegos Mercedarios, instancia que reúne a delegaciones de deportistas de los 5 colegios mercedarios de Chile. Desde muy temprano empezaron a llegar el día jueves al Colegio para inicar estos Juegos con la eucaristía.

En la celebración eucarística participaron alumnos, profesores y directivos de los colegios participantes. La misa la presidió fray Edgardo Arriagada, rector del colegio anfitrión y concelebrada por fray Carlos Espinoza, fray José Antonio Leiva y fray Mario Salas.

En su homilía fray Edgardo Arriagada, les señaló a los estudiantes que estos juegos se organizan pensando en ustedes, “van a tener la oportunidad de tener vivencias deportivas que son un tesoro que los motivará en la vida adulta”. Destacó que lo que nos une, a todos los que están participando en estos Juegos, es el carisma mercedario. Tenemos tres modelos que se hacen vida estos días: Cristo Redentor, la Virgen de la Merced y san Pedro Nolasco. “Los invitó a vivir cada día nuestra espiritualidad, sean acogedores, tengan una preocupación especial por el otro y actúen con un espíritu de Justicia”.

Posteriormente se realizó en la cancha del colegio la ceremonia oficial de inicio de los Juegos mercedarios, ocasión en que el establecimiento dueño de casa preparó un hermoso acto para dar la bienvenida a las distintas delegaciones.

Las actividades deportivas se desarrollaron en el gimnasio y las canchas del colegio contando el jueves y viernes con la presencia en las tribunas con los alumnos de los diferentes niveles.

El sábado se jugaron los partidos finales de cada disciplina terminando la jornada con la ceremonia de clausura en el gimnasio del colegio. En sus palabras de despedida el rector, fray Edgardo Arriagada, agradeció el compromiso de cada uno de los profesores y auxiliares que colaboraron para que estos juegos se desarrollarán sin problemas. Agradeció a las delegaciones participantes por su compromiso y lealtad en el juego. Anunció además que los próximos Juegos se disputarán en Quillota.

Al finalizar la ceremonia se entregó la copa al Colegio vencedor de los XVII Juegos mercedarios, el Colegio San Pedro Nolasco de Santiago.