Recomendar       Imprimir





En un ambiente de alegría y fraternidad se vivió el Encuentro Juvenil Mercedario


Con la presencia de más de 700 jóvenes que llegaron de distintas comunidades de mercedarios y mercedarias de Chile se vivió el Encuentro Juvenil, que se enmarca en las celebraciones de los 800 años de la Orden de la Merced.

Este encuentro se realizó en dependencias del colegio San Pedro Nolasco de Vitacura y reunió a delegaciones de las pastorales de las comunidades eucaticas y parroquiales de religiosas y religiosos.

Se inició con una representación en el gimnasio que permitió conocer el quehacer de cada una de las Pastorales Juveniles mercedarias en Chile. Hubo un momento para conocer testimonios que nos permite valorar elc arisma mercedario en los diferentes ámbitos de encuentro comunitario. Posteriormente compartimos en grupos los desafío antes las cautividades de hoy. En el patio del colegio nos  animó la Sonora del Instituto Victoria.

En la tarde agrupaciones musicales como Fuerza Mercedaria de Victoria, Romina González, Kairos y Familia Mercedaria animaron la jornada con canciones, dinámicas y baile.

Para Josefa Ortiz de Jamer Curicó, fue muy importane participar de este encuentro ya que permitió conocer a las otras pastorales juveniles, saber "que habemos muchos que queremos ayudar a los demás, que vivimos la fe en comunidad, que hay muchos jóvenes que estamos en la misma sintonía  y vivimos un carisma muy especial".

Francisco Rivera, de la PJM de Concepción, valoró este encuentro, "ya que pocas veces se juntan las  comunidades de mercedarios y mercedarias y lo de hoy permite conocer y aprender cada una de las personas que estamos participando".

Finalizó el encuentro con la eucaristía que presidió el Superior Provincial, fray Ricardo Morales, quien en su homilía preguntóa  los jóven que harían si tuvieran 5 monedas de oro. Algunos de los jóvenes dijeron que no las tenían. El padre Ricardo, les aseguró que tienen esas 5 monedas, "muchas veces nos piden que demos cosas que no tenemos. Les digo que más valioso que el oro es tener libertad y esa libertad es la que buscan en Siria, la caravan de migrantes, esa libertad es la que buscan los venezolanos que llegan a Chile, los  haitianos que llegan a Chile, ese oro de la libertad. No hay oro más preciado para el ser humano que la libertad, ese oro lo tenemos todos porque  preciamente Jesucristo nos ha regalado  misericordia, nos ha regalado su amor, para que desde nuestro amor pobre y sencillo el Señor  pueda convertir un corazón capaz de dar Libertad".

Prosiguió recordando que "Nolasco experimentó la misericordia de Dios, misericordia que le permitió saberse depositario  de muchas monedas de oro para dar libertad, para redimir a los cautivos, el mensaje de este encuentro dice Redentores de nuevos cautivos, cada uno de nosotros debe saber que luego de este encuentro en nuestras mochilas y bolsos llevan monedas de oro par dar libertad, para redimir, pero primero sabiendose profundamente amado por Dios, solo el que se sabe amado por Dios es capaz de experimentar la misericordia  de Dios".

Llamó a los jóvenes a "No entregues tú libertad por cualquier cosa, juegatela por tu libertad y entregala, te aseguor que esas moendas de oro van a poder dar libertad a muchos, por eso experimentos la misericordia de Dios. Dios nos ama infiniotamente, tanto que murió en la cruz  por nosotros".

Finalizó con un llamado a los jóvenes presentes "Cuando lleguen a casa y alguien en sus comunidades les pidan monedas de oro, no sean mezquinos, da de tu tiempo, da de tu espacio, cede  el lugar a tu amigo a tu hermano, deja el telefono al lado y vas a descubrir a quien tienes al lado que está mendigando de ti monedas de oro".

Al finalizar se hizo la entrega de la Virge Peregrina de la comunidad de la Concepción a la comunidad de Victoria.

Fotos EJM

Fotos Eucaristía

       



Audios:


:


: